Poder de la Paridad de Compra: comparando los tipos de cambio

Poder de la Paridad de Compra: comparando los tipos de cambio

Seguro que en más de una ocasión, al viajar a otro país, hemos comprado algún bien, ya sean alimentos, ropa, videojuegos o cualquier otra cosa, y no hemos podido evitar comparar el precio con el de nuestro propio país. En algunos casos, las cosas estarán “más caras” que en nuestro país, y en otros estarán más “baratas”. Todo dependerá de adonde viajemos, del poder adquisitivo general que exista en ese país, y del tipo de producto que estemos comprando. Por ejemplo, algo muy común a la hora de lanzar un teléfono móvil es colocar el precio por regiones. Así, el mismo teléfono costará un precio distinto en Norteamérica que en Europa, y otro en Asia. Evidentemente, esto también se explica por el cambio de divisa, pero aún así, en muchos casos, vemos como el terminal costaría mucho menos en Asia, por ejemplo, realizando el tipo de cambio oficial entre las divisas.

Esto se debe a las diferencias existentes entre los distintos países y territorios, no solo en cuanto al valor de su divisa, sino al propio poder económico de los residentes en dicho país. Es evidente que un libanés no tendrá el mismo poder económico que un norteamericano, pero tampoco hay que hacer comparaciones tan “lejanas”. El precio de muchos productos varía dentro de los propios países de la propia Unión Europea, como España y Portugal, dos naciones que están juntas, incluso con la misma moneda, pero cuyos precios son diferentes, por este motivo.

Para medir un poco el poder adquisitivo de un país con respecto a otro se puede realizar una comparativa llamada Poder de la Paridad de Compra, o PPP, con sus siglas en inglés. Esta teoría se basa en la elaboración de una “canasta” de bienes similares que pueden existir en cada país, comparando sus precios. En la gran mayoría de casos, el precio de un país y el de otro estará expresado de forma distinta, en sus diferentes divisas. Sin embargo, ya sabemos que podemos realizar una operación sencilla para calcular a cuanto equivale dicha divisa en término de la otra, aunque ese precio, como manda Forex, va cambiando y fluctuando de forma ligera en cuestión de días o semanas.

Sin embargo, utilizando los propios precios en sí, en sus determinadas divisas, también podemos acercarnos al valor “ideal” del cambio de divisa, según estos precios. Por ejemplo, sí un ordenador portátil cuesta 600 dólares americanos en Estados Unidos, y ese mismo ordenador cuesta 500 euros en España, podemos determinar cuál sería el cambio perfecto entre divisas simplemente dividiendo esos dos precios. El resultado sería 1,2 dólares por cada euro, o lo que es lo mismo, 1,2:1. Sin embargo, si nos vamos al tipo de cambio Dólar Americano – Euro, nos daremos cuenta de que suele rondar más bien el 1,3:1. En este sentido, el tipo de cambio real sería “demasiado alto”, teniendo en cuenta el PPP, por lo que debería rebajarse hasta alcanzar ese 1,2:1 del ejemplo.

Evidentemente, lo de arriba es solo un pequeño ejemplo explicativo, para que esta teoría se pueda entender más facilmente. La canasta de bienes elaborada por esta teoría no se basa solo en un ordenador, sino en muchísimos otros bienes, desde una barra de pan o un litro de leche hasta el precio de la gasolina o el de una casa. Es curioso como, por ejemplo, han surgido varias teorías complementarias a esta teoría del PPP, como el Índice Big Mac. Este análisis es llevado a cabo todos los años por la revista The Economist, y se basa en calcular el precio de un Big Mac, famosa hamburguesa de la firma internacional McDonalds, en cada país donde se vende. Según la teoría, el menú debería costar igual en todos los países, tomando como referencia Estados Unidos y realizando un tipo de cambio de divisas real. Sin embargo, esto no sucede en muchas ocasiones, poniendo al descubierto cómo muchas monedas están sobrevaloradas o infravaloradas con respecto al dólar estadounidense.

3 thoughts on “Poder de la Paridad de Compra: comparando los tipos de cambio

  1. orfita

    Para entender en que consiste el poder de paridad de compra: comparando los tipos de cambio Hay que medir el poder adquisitivo de un país con respecto a otro realizando una comparativa llamada Poder de la Paridad de compra basada en la elaboración de una canasta de bienes similares que pueden existir en cada país comparando sus precios. Por lo regular estos precios varían de un país a otro en sus diferentes divisas, pudiéndose calcular a cuanto equivale dicha divisa en termino de otra aunque ese valor puede cambiar de manera ligera en cuestión de días o semanas

  2. Sergio Montes

    Felicito a Manuel por los excelentes ejemplos que ha usado para explicar el tema de poder de la paridad de compra. De hecho, sobre el tema, considero que una de las habilidades básicas que debe poseer aquella persona que se dedica a las inversiones en general es tener visión sobre estos asuntos, porque sólo así es posible dominar con claridad el tema de las divisas.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar